DIY: Banco zapatero.

¡Hola, eclecticmaníacos!

Hoy vengo con un DIY de los más útil y resultón. Y es que la reforma de la entrada continúa y todo recibidor que se precie cuente con espacio suficiente debe tener un asiento donde descalzarse.

Y ahí está el quid de la cuestión. Lo mejor es un banco-barra-zapatero para ENTRADAS PEQUEÑAS Y ESTRECHAS, ya sabéis que creo que lo más práctico en estos casos es siempre la multifunción.

El caso es que necesitaba una medida especial y me había sobrado madera del mueble de entrada, por no hablar del considerable ahorro que suponía el hacerlo yo misma. Estimo que habrán sido menos de cinco euros en total.

Era hora de arremangarse. El proceso no puede ser más sencillo, tanto que no creo que haga falta explicarlo detalladamente. Cortamos todas las piezas a la medida que necesitemos y de acuerdo con nuestro proyecto y luego las unimos atornillándolas o encolándolas. Una lija suave insistiendo en los cortes y listo.

Para que os hagáis una idea el mío mide 65 cms de largo y 42 cms de alto.

Pese a su aparente fragilidad aguanta sin problemas el peso de una persona, seis pares de zapatos y varios gatos 😜.

Tampoco queda mal como soporte para plantas, ¿verdad?

Y, ¿qué tal de mesita auxiliar?

Como siempre, muchos más modelos de bancos zapateros en el ÁLBUM DE INSPIRACIÓN DE PINTEREST.


De momento no me he decidido a darle ningún barniz o color.

Por eso os pido opinión, ¿cómo os gusta más?


Muy atent@s a la próxima semana que será la gran revelación de mi nueva entrada (¡al fin!).


 

3 pensamientos en “DIY: Banco zapatero.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *